Mitos sobre la sal de Himalaya

mitos sobre la sal de himalaya 2

Todos sabemos que la sal de Himalaya es uno de los minerales que constantemente se están utilizando para diversas tareas y, todo se debe a que es rica en nutrientes que, en su mayoría, son importantes para nuestro organismo.

Sin embargo, existen muchas teorías sobre la sal de Himalaya y, es por ello que han surgido muchos mitos acerca de la misma. Por ende, hoy te hablaremos más sobre ella para que la conozcas a la perfección y sepas si todo lo que dicen es cierto.

mitos sobre la sal de himalaya

¿Qué es la sal de Himalaya?

La sal de Himalaya es básicamente una sal mineral de origen de natural. Por lo general, este tipo de sal se da en las zonas montañosas de Pakistán. Es reconocida a nivel mundial como la sal rosa, debido a la pigmentación de todas sus partículas son de color de color rosa.

Mitos de la sal de Himalaya

A continuación te mostraremos los mitos más comunes entre la sal de Himalaya. Te los resolveremos de una vez por todas. Estos son:

Ayuda a prevenir la osteoporosis ¿es cierto este mito?

La sal de Himalaya tiene un alto contenido de calcio, lo que ayuda a fortalecer los huesos y que, además ayuda a personas de edades avanzadas. Pero, esto no significa el mito sea verdad, debido a que ingerir la sal de Himalaya sola, no garantizara protección contra la osteoporosis. Aunque, tener los huesos fuertes es algo muy recomendable para estar saludable y combatir dicha enfermedad.

Previenen los calambres y contracturas musculares – ¿La sal de Himalaya es suficiente?

Es verdad que la sal de Himalaya posee dos minerales importantes que ayudan en los momentos que se presenta una contractura o un calambre en los músculos. Pero los niveles de magnesio y potasio que contiene la sal de Himalaya no son suficientes en estos casos.

Disminuye la hipertensión – El verdadero.

Se dice que el consumo de la sal de Himalaya ayuda a mejorar la tensión arterial, debido al alto contenido de sodio y magnesio. Pero, aunque este si pudiera ser verdad, todos sabemos que los niveles altos de sodio en el cuerpo son nocivos para salud. Por lo tanto, debes consumirla de manera moderada.

Finalmente, la sal de Himalaya es sumamente beneficiosa para el organismo. Pero, debes considerar su consumo. Recuerda que todo en exceso es malo.